LUCES DE SEPTIEMBRE

Por el cambio de aires

Posts Tagged ‘Cartas’

Para las personas que hayan tenido una infancia…. mejorable

Posted by Fran en mayo 16, 2008

  • No me des todo lo que te pido. A veces sólo pido para ver hasta dónde puedo llegar.
  • No me grites, cuando lo haces te respeto menos y también me enseñas a hacerlo yo, y yo no quiero hacerlo.
  • No estés siempre dándome órdenes. Si a veces, en vez de darme órdenes, me pidieses las cosas ,yo las haría más rápidamente y más a gusto.
  • Cumple las promesas, buenas o malas. Si me prometes un premio, dámelo , y también si se trata de un castigo.
  • No me compares con nadie, especialmente con mi hermano o hermana. Si me haces brillar y sobresalir por encima de otras personas, alguien sufrirá , y si me haces brillar menos, seré yo quien sufriré.
  • No cambies de opinión tan a menudo respecto a lo que tengo que hacer. Decide y mantén una decisión. Deja que haga las cosas por mí misma. Si tú lo haces todo por mí ,nunca podré aprender.
  • No digas mentiras delante de mí, ni me pidas que sea yo quien las diga por ti, aunque sea para sacarte de algún lío. Haces que me sienta mal y que pierda la confianza en lo que dices.
  • Cuando haga alguna cosa mal, no me exijas que te diga por qué lo he hecho. A veces ni yo misma lo sé.
  • Cuando estás equivocada en alguna cosa, admítelo, y crecerá la opinión que tengo de ti y, además , me enseñarás a admitir también mis equivocaciones.
  • Trátame con la misma amabilidad y cordialidad con que tratas a tus amistades, por el hecho de que sea de la familia no quiere decir que no podamos ser también amigas.
  • No me digas que haga una cosa si tú no la haces. Yo siempre aprenderé – y seré -lo que tú hagas, aunque no lo digas. Pero nunca haré lo que tú dices y no haces.
  • Cuando te explique un problema mío, no me digas : “No tengo tiempo para tonterías” o ” eso no tiene ninguna importancia”. Trata de comprenderme y de ayudarme.
  • Quiéreme y dime que me quieres. A mí me gusta mucho oírtelo decir , aunque tú creas que está claro y que no hace falta decirlo.

 

Lo encontré el otro día, visitando el blog Camino Incierto

 

Anuncios

Posted in Cosas de la vida, Internet | Etiquetado: | Leave a Comment »

Si Dios…..

Posted by Fran en mayo 7, 2008

Esta carta la encontré por ahí, en una web, hace ya muchos años, no recuerdo el autor, ni de dónde a saqué, pero merece la pena leerla.

“Si por un instante Dios se olvidara de que soy una marioneta de trapo y me regalara un trozo de vida, posiblemente no diría todo lo que pienso, pero en definitiva pensaría todo lo que digo. 

 Daría valor a las cosas, no por lo que valen, sino por lo que significan. 

Dormiría poco, soñaría más, entiendo que por cada minuto que cerramos los ojos, perdemos sesenta segundos de luz. Andaría cuando los demás se detienen, despertaría cuando los demás duermen. Escucharía cuando los demás hablan, y !Cómo disfrutaría de un buen helado de chocolate! 

 Si Dios me obsequiara un trozo de vida, vestiría sencillo, me tiraría de bruces al sol, dejando descubierto, no solamente mi cuerpo sino mi alma. 

Dios mío, si yo tuviera un corazón, escribiría mi odio sobre el hielo, y esperaría a que saliera el sol. Pintaría con un sueño de Van Gogh sobre las estrellas un poema de Benedetti, y una canción de Serrat seria la serenata que le ofrecería a la luna. Regaría con mis lágrimas las rosas, para sentir el dolor de sus espinas, y el encarnado beso de sus pétalos… 

Dios mío, si yo tuviera un trozo de vida… No dejaría pasar un solo día sin decirle a la gente que quiero, que la quiero. Convencería a cada mujer u hombre de que son mis favoritos y viviría enamorado del amor. A los hombres les probaría cuán equivocados están al pensar que dejan de enamorarse cuando envejecen, sin saber que envejecen cuando dejan de enamorarse! A un niño le daría alas, pero le dejaría que él solo aprendiese a volar. A los viejos les enseñaría que la muerte no llega con la vejez, sino con el olvido. Tantas cosas he aprendido de ustedes, los hombres… 

He aprendido que todo el mundo quiere vivir en la cima de la montaña, sin saber que la verdadera felicidad está en la forma de subir la escarpada. He aprendido que cuando un recién nacido aprieta con su pequeño puño, por vez primera, el dedo de su padre, lo tiene atrapado por siempre. He aprendido que un hombre sólo tiene derecho a mirar a otro hacia a bajo, cuando ha de ayudarle a levantarse. Son tantas cosas las que he podido aprender de ustedes, pero realmente de mucho no habrán de servir, porque cuando me guarden dentro de esa maleta, infelizmente me estaré muriendo.”  

Posted in Cosas de la vida, Internet, Literatura | Etiquetado: | 5 Comments »